Arroz 100% libre de Gluten

Arroz sin gluten: una valiosa semilla

Arroz sin gluten, todas las ventajas de este gran grano. Para más de la mitad de la población mundial el arroz es la principal fuente de alimentación, y para la alimentación de los celiacos y las personas sensibles al gluten, este cereal es una materia prima de gran valor; y con razón, ya que los pequeños granos sin gluten tienen importantes propiedades.

“¿Ya has comido hoy arroz?”, con estas palabras se saludan en China, Tailandia y Bangladés. Este grano naturalmente libre de gluten es fuente de alimentación básica en toda Asia. Aquí se consumen aproximadamente unos 150 kilos por persona y año.

El pequeño gran grano sin gluten.

En la actualidad existen alrededor de 800 variedades de arroz, cuyas sustancias varían. Sin embargo, todas las variedades tienen algo en común, que en gran parte consisten en carbohidratos y por consiguiente, son un proveedor importante de energía. 100 gramos contienen una media de 77,8 gramos de carbohidratos. Aparte de fibra alimentaria, el arroz es rico en minerales, tales como: magnesio, hierro, zinc y potasio y aporta vitamina E, diferentes vitaminas del grupo B, al igual que aminoácidos esenciales. La mayoría de las sustancias nutritivas las ofrecen las variedades de arroz natural “no pulido” como el arroz integral, el negro y el rojo que son muy adecuadas para la alimentación de los celiacos por el gran número de nutrientes que aportan. También el arroz silvestre, que en el fondo no es arroz, sino más bien una hierba acuática que nutrifisiológicamente tiene muchas cualidades y un sabor muy fuerte.

Arroz sin gluten

Para la alimentación sin gluten el arroz es un ingrediente perfecto porque no contiene gluten. En forma de harina, almidón, grano partido y sémola este grano enriquece la alimentación de los celiacos y se utiliza así en pan, pastas y en pasteles. El arroz inflado y crispis con arroz tostado hacen que el muesli y las galletas sean crujientes. Especialmente sanas son las capas exteriores del grano de arroz integral, el salvado, que se extrae al limpiar los granos de arroz. Este contiene sustancias fibrosas, sales minerales y oligoelementos que se pueden aprovechar bien en los productos de panificación y pastelería. El arroz en todas sus formas no somete al organismo a un esfuerzo demasiado grande. Otra razón para que entre nosotros nos preguntemos con frecuencia: “¿Ya has comido hoy arroz?”.